Más reciente

Horario de Merienda

Por Claudio Pelaez Sordo

Todos para uno

Todos para uno

Es la hora de comer lo que mamá, papá, abuela o abuelo prepararon para el momento de la merienda. No suena el timbre. Es innecesario para una escuela donde apenas llegan a diez niños. Poco a poco comienzan a salir del aula. Sacan su pan, su refresco y pomo de agua. Una mordida, dos mordidas, cinco mordidas, una mordida. Unos terminan de merendar y los que se rezagaron en el dictado que realizaba la profesora comienzan a degustar su manjar.

El gato y el perro se encuentran al asecho de alguna sobra. Merodean insistentemente. Con su cara de pobres animalitos logran que los pequeños le lancen algún trozo de pan. Parecen acostumbrados también al horario de merienda.

Me dan ganas de pedirles un pedacito. Pero me resisto, me deleito viendo merendar a los niños del poblado de Guasasa. Leer el resto de esta página »

Un pedazo de costa

Por Claudio Pelaez Sordo

Amanecer en Guasasa

Amanecer en Guasasa

Al llegar a Guasasa frases como “Esta es la tierra más hermosa que ojos humanos hayan visto” se quedan cortas ante el deslumbramiento que provoca este pueblito pesquero situado al sur de la Ciénaga de Zapata. Sus habitantes afirman que el nombre real de su pueblo es Caleta la Guasa porque en aquella playa poblada de uvas caletas se pescó una guasa de casi dos metros. Niegan los pescadores que el nombre se deba a la abundancia de guasasas. Fue la semejanza de vocablos lo que provocó el predomino de uno sobre el otro. Leer el resto de esta página »

A un año de Tremendo Explote: I make the post

Por Claudio Pelaez Sordo

I make the post

I make the post

Que Tremendo Explote cumpla un año este 27 de agosto es muestra de que el tiempo está vivo y renuente a hacer cualquier tipo de concesiones para detenerse. Es por ello que no me arrepiento ni un segundo de haberme creado el blog y formar parte de una familia de blogueros que es más grande de lo que imaginaba. Si lo hubiera pensado mucho aún hoy estaría pensando y en vez de cumplirse un año del blog se cumpliría un año de una idea, es decir, no sucedería nada porque las ideas no cumplen aniversarios cuando se quedan estancadas en la mente. Hoy también siento cierta satisfacción ante quienes auguraron, al escuchar el nombre del blog, que no llegaría ni a tres meses de vida. Y placenteramente se han equivocado.

El mundo de los blogs me ha dado amigos con quienes jamás pensé compartir momentos tan tensos y a la vez tan intensos. La Ciénaga de Zapata, donde nos reunimos un grupo de blogueros de todo el país, me hizo ver que no se trata del activismo en Internet, sino de transgredir la red de redes y llegar a un activismo a través del cual podamos cambiar la realidad que nos rodea y donde el blog es una herramienta, un canal, no el fin mismo. Leer el resto de esta página »

Edificio

Por Claudio Pelaez Sordo

Estado actual del edificio donde viví 22 años

Estado actual del edificio donde viví 22 años

Dicen que lo van a derrumbar, que esa es la forma más fácil de poder hacer otro. No dudo, con la suerte que han corrido sus semejantes, terminen levantando un parque en su lugar.

Aunque hoy luce una fachada decadente, sin ventanas, al borde de ser escombros, fue allí donde encontré cama para mi sueño. No supe hasta mi uso de razón que vivía en un lugar declarado inhabitable, pero preferíamos eso antes de estar en un albergue esperando turno para recibir casa. Incluso, preferíamos que nos cayera encima antes de convivir en un lugar donde lo único que no se comparte es la comida.

Allí enfrenté los ciclones más feroces, siempre bajo el temor de que ese sería el último. Pero cada vez que salía triunfante de los vientos huracanados hacía gala de su fortaleza, de lo buena que eran las Leer el resto de esta página »

Donde la carne vale

Por Claudio Pelaez Sordo

Carnavales de La Habana

Carnavales de La Habana

Por estos días La Habana está de carnaval. Basta con solo asomarse al Malecón a cualquier hora del día para percatarse que el pequeño graderío que se extiende por toda la avenida da un ambiente atípico que solo ocurre en tiempo de fiestas populares.  Durante el día el graderío se encuentra vacío, por las noches los pasos de conga y estribillos los asaltan.

Sin embargo por mucha gente que asiste a este tipo de fiestas siempre hay quienes se resisten a asistir. A cada invitación sale a relucir el pretexto de que esas fiestas siempre terminan en bronca y un gesto despectivo acompaña la frase. Y no es que le tengan fobia a los carnavales porque quien no ha disfrutado de los carnavales de Santiago de Cuba o los de Remedio está ansioso de tener la oportunidad para llegarse. Simplemente que los carnavales de La Habana lejos de llamarle la atención, más bien se la espanta por el mal ambiente que las rodea. Leer el resto de esta página »

No tengo necesidad de autodefinirme

Entrevista con Pedro Luis Ferrer, dueño de la vaquita Pijirigua y adicto a hablar español y componer décimas…

Por Claudio Pelaez Sordo

Pedro Luis Ferrer en concierto

Pedro Luis Ferrer en concierto

-¿Qué te pareció el concierto?

-Muy bien, muy bien

-¿Cómo se oía para la sala?

-Súper bien, lástima que haya venido poca gente, me parece que se podía haber llenado más. No sé si es la promoción.

-Mucha gente no se enteró. Yo no le avisé a nadie. Confié en la promoción.

Al sorprenderme  como entrevistado comenzó mi conversación con Pedro Luis Ferrer tras terminar su concierto en la Sala Avenida que tristemente no llegó a un tercio de su capacidad. Casi todo el público que acudió peinaba canas y se les veía grabar las canciones con sus celulares y cantar a la misma vez con Pedro Luis Ferrer.

-Por la radio no escuché que se promocionara el concierto- le afirmo.  

-Este es un proyecto del Centro Nacional de la Música que quiere convertir la Sala Avenida en un sitio de concierto. Tienen un catálogo de músicos al cual pertenezco también. Me propusieron hacer el concierto y dije que sí. Las divulgaciones que se hacen una semana antes no funcionan mucho, tiene que hacerse con bastante tiempo de antelación. Esta sala, si se hubiese realizado una buena promoción, se hubiese llenado de personas que les interesa mi trabajo. Leer el resto de esta página »

La estrella que ilumina y canta

Caminando por el Concierto de Gerardo Alfonso encuentro puntos en común y un panorama heterogéneo presto a quedar en instantáneas.

Impares

Impares

Leer el resto de esta página »

Mi primera fiesta gay

Por Claudio Pelaez Sordo

Exteriores de la discoteca del Echeverría, una parte del ambiente de la fiesta gay

Exteriores de la discoteca del Echeverría, una parte del ambiente de la fiesta gay

Domingo en la tarde. Parece que el día terminará aburrido como cada final de fin de semana. Pero llega Haley, un amigo homosexual que después de compartir un rato en el malecón me invita a una fiesta gay.

Lo pienso varios minutos, pero mi curiosidad por saber cómo es una fiesta gay y el deseo de romper con la rutina dominical me llevan a aceptar su invitación. Luego le pregunté sobre cómo era eso de las fiestas de gay, desde cuando se realizaban, si estaban permitidas. Yo solo tenía conocimiento del cabaret Las Vegas, donde existen shows de transformismo, y de los espacios informales como 23 y Malecón y frente a El Capitolio, donde se reúne parte de la comunidad gay de La Habana. Leer el resto de esta página »

El revolucionario en su laberinto

Por Claudio Pelaez Sordo El revolucionario en su laberinto
Madiba va a morir. Fidel Castro también. Los hombres que marcaron una época por sus acciones han llegado al siglo XXI solo para ser testigos de una sociedad que no es la que ellos quisieron. El único consuelo es el de estar en una sociedad mejor que la que ellos vivieron. Y hasta eso es cuestionable, pero quien escribe sí cree a este país mucho mejor que el vivido por Fidel cuando intentó transformar junto a sus amigos aquella realidad.
Transformar que significaba revolucionar, que significa ser revolucionario y asumirse como tal. Pero en aquellos años el término no estaba tan desgastado y descontextualizado como ahora. Estaba de moda, pero no todos lo usaban. Hoy todos lo usan y no está de moda. Y el hombre del siglo XXI no quiere esa etiqueta. Es más, no quiere etiquetas.
¿Por qué? Leer el resto de esta página »

¿Cuál es el mejor blog de Cuba?

Por Claudio Pelaez Sordo

El mejor blog de Cuba es?

El mejor blog de Cuba es?

La pregunta me la lanzaron hace meses y estuve varios minutos pensando. Nunca había reparado en jerarquizar qué blog es el mejor de Cuba. Simplemente acudo a algunos con más frecuencia que otros pues sus criterios me parecen acertados. Pero de ahí a afirmar que tal blog es el mejor de Cuba va un camino bastante largo. La pregunta me la repitieron hace días.

No me gustan las jerarquizaciones porque como las definiciones siempre tienden a obviar una parte de la realidad, incluso hasta distorsionar esa parte que se tiene en cuenta.

¿Acaso a alguien le interesa tener el mejor blog de Cuba? más allá de que digan que eres un buen bloguero y los más cercanos siempre te estén elogiando y los que tiene algo que criticarte siempre se lo estén guardando. Leer el resto de esta página »

A %d blogueros les gusta esto: